area.jpg
  • Facebook
  • YouTube
  • Instagram
134195210_3644342969014077_2134063958416

Las fortalezas y debilidades del acero inoxidable

Cuando el acero inoxidable se descubrió inicialmente a principios de la década de 1900, originalmente se lo conocía como "acero inoxidable", por la razón obvia de que no parecía oxidarse. De hecho, al ser una aleación de hierro, cromo, níquel y otros elementos, el acero inoxidable posee una serie de propiedades únicas que lo hacen muy útil en una variedad de contextos e industrias, que van desde la construcción hasta la joyería.

Las ventajas del acero inoxidable

El acero inoxidable tiene varias propiedades que lo hacen extremadamente útil. Debido a la forma en que los diferentes metales que contiene interactúan entre sí, el acero inoxidable es altamente resistente a la oxidación, lo cual es una forma complicada de decir que no se oxida fácilmente y es capaz de permanecer en perfecto estado durante muchos años. Esto hace que el acero inoxidable sea un material ideal para cocinas y electrodomésticos de cocina como ollas y sartenes, ya que es capaz de interactuar con alimentos y líquidos sin desarrollar óxido.

Su resistencia a la oxidación, así como su dureza, también hacen que el acero inoxidable sea indispensable para la industria quirúrgica, ya que se puede utilizar para fabricar instrumentos quirúrgicos que deben permanecer absolutamente libres de óxido y manchas para que sean utilizables en los pacientes.

Además, el acero inoxidable tiene un punto de fusión muy alto, lo que lo hace valioso en innumerables campos relacionados con la construcción y la construcción de maquinaria. El acero inoxidable también tiene un punto de presión muy alto, lo que lo hace vital en la fabricación de contenedores de almacenamiento.


Algunas desventajas del acero inoxidable

Si bien su alto punto de fusión puede ser una gran ventaja de alguna manera, esta calidad del acero inoxidable también dificulta su uso en la soldadura y, en consecuencia, el material tiene límites en cuanto a cómo se puede usar en la construcción.

El acero inoxidable tampoco es el metal más rentable. Al ser difícil de fabricar, el acero inoxidable a menudo tiene un precio elevado, que es la razón principal por la que rara vez se utiliza en ciertas industrias, como la industria automotriz. Los electrodomésticos de cocina hechos de acero inoxidable también pueden ser bastante caros.

Otro inconveniente, aunque menos importante que los problemas antes mencionados, es que el acero inoxidable muestra suciedad con mucha facilidad. Si bien el proceso de limpieza en sí no es difícil, el acero inoxidable a menudo mostrará la más pequeña mancha o huella digital, lo que a veces contribuye a un aspecto perpetuamente sucio en algunas cocinas.

Fuente: sherwoodsteelinc


1821 visualizaciones